La Cátedra Itinerante de Ética Profesional “Juan José Amézquita Piar” busca crear conciencia sobre la importancia del comportamiento ético para el ejercicio de la contaduría pública.

04 18 2018 Interna dsc06332
Katherine Restrepo Quintero, docente del Dpto. de Contaduría Pública, que lidera esta iniciativa.


La ética es uno de los fundamentos para la vida en sociedad. No es posible que los individuos construyan entre sí relaciones armónicas y provechosas para todos si su comportamiento no se rige por un mínimo de principios y normas éticas.

Como es natural, esta premisa se aplica a todos los ámbitos del ejercicio profesional, y la contaduría pública no es la excepción. En Colombia esto es así porque los contadores, en virtud de la Ley 43 de 1990, están facultados para dar fe pública; esto significa que cuando rubrican un documento con su firma y número de tarjeta profesional, están certificando que la información contable contenida en este es auténtica y se ajusta a las normas establecidas por el Gobierno colombiano.

Por consiguiente, las actuaciones del contador se asimilan a las de un servidor público, de modo que conllevan todas las responsabilidades civiles, penales, disciplinarias, administrativas y legales propias de este.

De ahí que el comportamiento ético del contador permita garantizar la protección del interés público y la creación de confianza; de hecho, esta se ve lesionada por situaciones como crisis financieras, escándalos empresariales, fraudes, evasión fiscal y corrupción, entre otras, que ponen de manifiesto la crisis de valores que afecta a la sociedad.

Una cátedra de ética concebida por y para contadores públicos

Con el fin de concientizar a los estudiantes de contaduría pública sobre la importancia de la ética para el ejercicio de la profesión, un grupo de universidades, agrupadas en la Red para la Formación en Revisoría Fiscal, crearon la Cátedra Itinerante de Ética Profesional “Juan José Amézquita Piar”.

La Cátedra se dictó por primera vez en 2015, y en la actualidad participan en ella docentes y estudiantes de las universidades Central, Externado de Colombia, Libre, Cooperativa de Colombia, Militar Nueva Granada, Piloto y San Buenaventura. También participan docentes de la Pontificia Universidad Javeriana, la Fundación Universitaria Los Libertadores y la Corporación Universitaria Republicana.

“Esta Cátedra tiene una duración de diez sesiones, que se realizan en las sedes de las universidades participantes en un lapso de dos meses y medio. En el caso de la Universidad Central, es un espacio de la asignatura Proyecto Integrado Deontología de la Contaduría”, afirma Katherine Restrepo Quintero, docente del Dpto. de Contaduría Pública y responsable de la Cátedra.

Restrepo es Contadora Pública del Politécnico Colombiano Jaime Isaza Cadavid (Medellín) y estudiante de la maestría en Estudios y Gestión del Desarrollo de la Universidad de La Salle. Se ha desempeñado como asesora metodológica del Centro de Investigación en Electrónica, Telecomunicaciones e Informática de la Escuela de Comunicaciones del Ejército y como profesora visitante en la Universidad de Jaén, en España.

En la actualidad Restrepo Quintero es docente de tiempo completo de los espacios académicos Proyectos Integrados: Contabilidad y Sociedad, y Deontología de la Contaduría.

La ética, una disciplina esencial en la formación de los estudiantes de contaduría pública

No es un secreto que muchos estudiantes de Contaduría Pública tienden a ver la ética como un requisito académico, más que como un componente esencial de la carrera. Frente a esa clase de prejuicios, Restrepo sostiene:

“Con la cátedra itinerante se pretende realizar un acercamiento a temas filosóficos como la diferencia conceptual entre ética, moral y deontología, así como tratar de explicar cuestiones como el desarrollo moral en torno a los dilemas morales que se presentan en las actividades propias de la contabilidad y el control”.

Esto reviste el mayor interés para los estudiantes, pues da lugar a discusiones sobre las normas que regulan la profesión contable en Colombia, “lo cual permite identificar las responsabilidades propias del ejercicio profesional por las que se juzga a los contadores. Además, los estudiantes unicentralistas tienen la oportunidad de compartir con estudiantes y profesores de otras instituciones, lo que les permite conocer las experiencias de sus pares en los talleres que se desarrollan en las sesiones”.

Para Restrepo, espacios como esta cátedra itinerante también contribuyen a consolidar la excelencia que se requiere para el logro de la acreditación institucional:

“La cooperación que se da en este espacio es una prueba más de uno de los objetivos que nos hemos trazado con miras a lograr la excelencia académica: construir una comunidad académica que permita la interacción de estudiantes, docentes e investigadores en la socialización de los avances en las discusiones en torno a la ética profesional y las problemáticas actuales”.

Los estudiantes opinan

Noticentral quiso conocer la percepción de los estudiantes con respecto a la Cátedra Itinerante de Ética Profesional “Juan José Amézquita Piar”. Para ello, les formuló a algunos de ellos las siguientes preguntas:

1. ¿Qué opinión le merece la Cátedra Itinerante de Ética Profesional “Juan José Amézquita Piar”?

2. ¿Qué importancia tiene la ética para el ejercicio profesional y la vida en general?


Claudia Marcela Romero, estudiante de cuarto semestre de Contaduría Pública de la Universidad Central

04 24 2018 interna dsc06338 circulo

1. Considero que aporta un valor agregado a la proyección del ejercicio de la profesión contable.

2. En general, aporta nuevos puntos de vista y el enfoque de lo que debe ser una conducta adecuada, tanto en mi entorno inmediato como en el macroentorno.


Nidia Viviana Sierra Rodríguez, estudiante de décimo semestre de Contaduría Pública de la Universidad Libre

04 24 2018 interna dsc06338 circulo


1
. Pienso que es una alternativa de aprendizaje diferente a los espacios académicos convencionales, y brinda a los estudiantes la posibilidad de interactuar con integrantes de diferentes universidades. Todo ello hace de esta cátedra una experiencia amena e interesante.

2. En mi vida laboral, la ética definirá qué tipo de profesional quiero ser; considero que es un pilar muy importante, porque me permite mejorar en mi vida personal y contribuir, desde mi profesión, a que esta sociedad sea cada día un poco mejor.


José Armando Quintero Moreno, estudiante de noveno semestre de Contaduría Pública de la Universidad Externado de Colombia

04 24 2018 interna dsc06338 circulo

1. La cátedra itinerante es una buena opción para adquirir conocimientos de una forma diferente. Permite conocer los diversos puntos de vista de las universidades que participan, y nos ofrece la oportunidad de relacionarnos con personas de diversos orígenes y de conocer sus aportes en relación con la ética.

2. La ética nos ofrece lineamientos para tomar decisiones adecuadas en cualquier momento de la vida, ya sea en el ámbito profesional o personal. Además, nos ayuda a afianzar las conductas positivas que hemos aprendido en la escuela y en nuestros hogares.

Fuente: Katherine Restrepo, docente del Dpto. de Contaduría Pública

Gloria Yineth Perilla Enciso
Coordinación de Comunicaciones
Bogotá, D.C., 25 de abril de 2018
Imágenes: Dpto. de Comunicación y Publicaciones

NOTICENTRAL

Escoge la sección de tu interés e ingresa palabras clave en la barra de búsqueda
 
¡No existen más registros!
¡No existen más registros!